Muere Fernando Botero, el pintor colombiano más importante

288

A los 91 años de edad ha muerto Fernando Botero. La noticia ha conmocionado al mundo de las artes, pues el pintor es uno de los máximos exponentes de la expresión pictórica en Latinoamérica. Su trabajo resaltó en gran medida por mostrar personajes voluptuosos a lo largo de los años. 

De acuerdo con las primeras versiones de los hechos, el pintor colombiano falleció a causa de una neumonía que lo tuvo hospitalizado en una clínica en Italia, punto en el que residió durante varios años. Lina Botero, hija del maestro dio a conocer que este duró cinco días bajo cuidado médico intensivo.

La hora oficial de la muerte del pintor fue 9:00 horas de acuerdo con el horario de Mónaco, Italia. La mujer aseguró que Botero se fue con tranquilidad, en el momento justo después de luchar con la pulmonía y después de haber tenido una vida extraordinara. 

¿Por qué Fernando Botero pintaba gente “gorda”?

Hoy se termina uno de los legados más característicos en la expresión humana, pues aunque algunos criticaron su obra por considerar que solamente plasmaba a personas con sobrepeso, fue fiel a su estilo y a mostrar un aspecto diferente de la sensualidad y el volumen.

Botero logró resaltar de posturas estéticas que buscaban asemejarse a la realidad en la mayor medida posible e inclusive mantener cánones de la figura humana esbeltos y sin ningún tipo de defectos.

Con este tipo de arte, no solamente se separó de lo que indicaban las tendencias en su tiempo, sino que además sobresalió por mostrar aspectos de la vida diaria que frecuentemente eran ignorados.

Para ningún amante de las series sobre el narcotráfico es un secreto la existencia de Pablo Escobar y mucho menos para los habitantes de Colombia, quienes durante años sufrieron los estragos de la violencia suscitada por el régimen de facto que instauró en las calles. 

La figura del criminal tampoco fue ajena para el pintor, quien incluso realizó pinturas que mostraron los últimos momentos del capo, quien murió abatido por las autoridades sobre el techo de una vivienda mientras intentaba escapar de la justicia. Hay varias versiones de la este fallecimiento, aunque la obra mostrada a continuación coincide con la versión oficial de las autoridades.

Botero no solamente se dedicó a la pintura 

Pese a que su labor relució en el óleo, el artista también se aventuró a otras artes como la escultura, disciplina en la que se destacó con los mismos atributos que dominaron en sus cuadros. Personajes robustos que ocupan gran parte del espacio son parte de las características que buscó el artista a lo largo de sus días. 

Entre todas ellas, destaca la historia de El Pájaro herido, la cual se encuentra en el centro de Medellín y la cual fue víctima de un atentado en 1995. De acuerdo con los medios colombianos, debajo de esta obra se colocaron 10 kilos de dinamita un 10 de junio de hace 28 años. 

Además de destruir parcialmente esta efigie, 23 personas murieron y decenas resultaron lesionadas tras la explosión que se registró en el Parque de San Antonio. Los restos de esta obra fueron recogido y dejados en el lugar que tenía reservado. De esto se derivó que la gente comenzara a llamar Pájaro herido; no obstante, en el año 2000, el mismo Botero entregó una escultura nueva.

Se trató de la Paloma de la Paz, la cual sigue en pie, no ha sido atacada de nuevo y sigue postrada a lado de su antecesora como una muestra de rechazo que hizo el autor a la violencia. Ambas son conocidas por la ciudadanía como Los Pájaros de la paz.

Su corazón se rompió hace meses

Sophia Vari, quien fue la esposa del autor desde 1979, murió en mayo de 2023, víctima del cáncer. Esto significó la viudez y el fin de una de las relaciones más valiosas en la vida del artista. 

Con ella viajó y vivió en distintas ocasiones en París, Italia, Colombia y Nueva York. La vida en pareja no disminuyó el trabajo de Vari, quien tuvo una amplia carrera artística a lado de su pareja. Su última exposición inclusive ocurrió en 2013. 

Sophia también dedicó su vida a los pinceles, a la escultura y además a la joyería. Su labor fue expuesta en más de 100 muestras al rededor del mundo. Después del fallecimiento de VariLina Botero, hija del pintor, aseguró que el artista también había muerto

¿Qué pasará con las obras de Fernando Botero?

Gran parte de las pinturas del maestro se encuentran en museos, mientras que muchas de sus esculturas están en plazas públicas al rededor del mundo. En ocasiones algunas han sido enviadas a otros países para presentarse en exposiciones. 

De este trabajo se ha encargado en varias ocasiones Lina Botero, por lo que se prevé que siga siendo la curadora de la labor de sus padres y siga encargándose de que el mundo siga conociendo sus obras. 

Colombia prepararía un homenaje para el artista

La familia del pintor viaja en estos momentos hacia Italia para realizar las ceremonias correspondientes desde Europa. Su hija Lina aseguró además que aunque se no se sabe qué va a pasar, previó que se realizará un homenaje en su país natal, debido a que se lo merece. 

Días antes de entrar al hospital, Botero fue visto por sus parientes realizando bocetos para seguir plasmando sus obras, por lo que hasta en sus últimos días estuvo dedicado enteramente a su razón de ser: el arte. 

Heraldo de México